RETRATO DE UN DESCONOCIDO
Nathalie Sarraute

Prólogo de Jean-Paul Sartre

Nathalie Sarraute fue una de las más respetadas y prestigiosas intelectuales francesas. Recibió el Premio Internacional de Literatura en 1964 por su novela ‘Los frutos de oro’ y el Gran Premio de las Letras Francesas en 1982. ‘Retrato de un desconocido’ constituye uno de los momentos más altos de su obra. Su tema central, la relación retorcida entre un padre miserable y su hija, está tomado de Eugenia Grandet, de Balzac. Jean-Paul Sartre, uno de los lectores más entusiastas de esta novela, argumenta en su prólogo que ‘Retrato de un desconocido’ es en realidad una «antinovela». «Las antinovelas conservan la apariencia y el formato de la novela; son obras de imaginación que nos presentan personajes ficticios y nos relatan su historia. Pero sólo para defraudar mejor: se trata de refutar la novela mediante la novela misma, de destruirla ante nuestros ojos en el preciso instante en que el autor parece edificarla, de escribir la novela de una novela que no se desarrolla, que no puede desarrollarse, de crear una ficción que sea a las grandes obras de Dostoievsky y Meredith lo que es a los cuadros de Rembrandt y Rubens la tela de Miró titulada ‘Asesinato de la pintura’. Estas obras extrañas y de difícil clasificación no atestiguan la debilidad del género; señalan, más bien, que vivimos en una época de reflexión y que la novela está en camino de reflexionar sobre sí misma. Así es el libro de Nathalie Sarraute: una antinovela que se lee como una novela policial.» Jean-Paul Sartre

 
🎁 1+1: Por cada libro que compres te llevás gratis uno de los siguientes a elección.
🛵 Envío gratis en CABA y GBA comprando 3 o más libros.
🚚 Envío gratis a todo el país comprando 5 o más libros.
ISBN: 9789879396735 Colección: Etiqueta:
Traductor:

Roberto Bixio

Nº de páginas:

208

Año de publicación:

2001

Sobre el autor

Prólogo de Jean-Paul Sartre

Nathalie Sarraute (1900-1999) nació en Rusia con el nombre de Nathalie Ilyanova Tcherniak. Sus padres se separaron cuando tenía dos años, y su madre la llevó a Ginebra y luego a París. Estudió literatura y abogacía en la Sorbona, Oxford y Berlín. En 1925 se casó con un compañero de estudios, Raymond Sarraute. Durante la ocupación nazi vivió en la clandestinidad por su condición de judía. A fines de la década del treinta decidió dedicarse exclusivamente a la literatura, y se convirtió en pionera del nouveau roman. Junto con Robbe-Grillet, Michel Butor, Claude Simon y Marguerite Duras, esta escuela literaria eludió ciertos convencionalismos como la intriga o el desarrollo lineal, así como las categorías de personaje y punto de vista narrativo. Desde su primer libro, ‘Tropismos´’ (1939), se concentró –según su propia definición– en «el movimiento interior que precede y condiciona nuestras palabras y acciones, en el límite de la conciencia». Ese extraño material narrativo pasó a ser una de las características de su literatura. Entre las novelas de esta etapa se destacan, además de ‘Retrato de un desconocido’ (AHe 2001) , ‘El Planetarium’ (1959), ‘Los frutos de oro’ (1964, Premio Internacional de Literatura) y ‘¿Los oye usted?’ (1976). A partir de la década del sesenta se dedicó intensamente al teatro. A los 83 años publicó la novela ‘Infancia’, su primer best seller. En 1996 se transformó en una de las pocas escritoras francesas editadas en vida por la célebre colección La Pléiade de Gallimard. También publicó ‘La era de la sospecha’ (ensayos), ‘Tú no te quieres’, ‘Por un sí o por un no’ y ‘La palabra amor y otros relatos’.